Lunes, 06 febrero 2006
Breve Historia (II)

Imagen


Los Sindicatos as? creados consiguen en breve per?odo de tiempo, unos tres mil afiliados, fundamentalmente en Valladolid, siendo unos diecisiete sindicatos creados.
Cuando el 4 de marzo de 1934, se produce la fusi?n de La Falange de Jos? Antonio y Ruiz de Alda, no sin arduas negociaciones, con las JONS, Jos? Antonio y los dem?s proponen a Sotomayor, a Moldes y a Mateo, que creen un nuevo Sindicato, y lo hacen con gran ?xito, al encontrar en el campo de la construcci?n la posibilidad de colocar a los cerca de 100000 parados de Madrid. La virulencia asesina socialista se opone a que ?se?oritos? consigan estas colocaciones y disparan contra algunos trabajadores, como ya hab?an hecho en el teatro Calder?n de Valladolid el 4 de marzo, matando a un falangista en las obras de los Nuevos Ministerios, consiguiendo adem?s que muchos patronos no contraten a m?s falangistas, por miedo a ser represaliados ( ?Qu? libertad se gozaba en aquella Rep?blica!, esa a la que ahora conmemoran los gobiernos como la rota por el fascismo).
En octubre de 1934 se produce la que debe ser recordada como el inicio de la Guerra Civil, la llamada Revoluci?n de octubre, que para que quede claro, es el intento del Partido Socialista de tomar el poder por medio de la Huelga General, que fracasa, pero deja un gran n?mero de falangistas muertos, por acudir a tranv?as, correos y otros servicios p?blicos, y que adem?s otros son despedidos despu?s para readmitir a los huelguistas, que despu?s ser?an los verdugos de esos mismos empresarios en el julio sangriento del 36. Pero los falangistas y por expreso deseo del Triunvirato crean la CENTRAL OBRERA NACIONAL-SINDICALISTA( CONS), llegando a aglutinar a unos 25.000 trabajadores, sobre todo en las ramas: Comercio, Transportes, Artes Gr?ficas, Industria Hostelera, ferroviario, construcci?n, Banca y oficinas.
Llegan las elecciones de febrero de 1936 y con el triunfo del Frente Popular
( recuerden, Socialistas y comunistas juntos), se clausuran todas las sedes de las CONS, como lo fueron las de La Falange, se detiene a sus dirigentes, y desde Jos? Antonio, pasando por Ruiz de Alda, En?simo, Ramiro( que se hab?a separado, pero no ten?a apenas actividad pol?tica) y con Luna, Soria, Pardina, Ayerdi y los dem?s encarcelados, la actividad pasa a ser clandestina. Obreros, como el antiguo cenetista malague?o Antonio D?az Molina son asesinados impunemente por las bien llamadas hordas marxistas. Conviene recordar a los poco informados, que las calles de las ciudades y pueblos enteros eran campos de batalla, donde en cualquier esquina se encontraba la muerte por no haber secundado las indicaciones de los Comit?s socialistas o cenetistas.
Es de la Historia de La Falange, el tener en cuenta, que a pesar de ser declarada legal La Falange y las JONS, no se excarcel? a ning?n dirigente, y el abusivo pistolerismo del Frente Popular ten?a que ser respondido por los falangistas. La Guerra Civil llega, con la importante participaci?n de La Falange, y la actividad sindical apenas existente, pero las CONS e incluso las CENS( Central de Empresarios Nacional-Sindicalistas) siguen encuadrando a los productores, y despu?s del Decreto de Unificaci?n en abril de 1937, surge la figura de Serrano Su?er, como el gran cerebro de lo que ser? el Nuevo Estado.
Se trataba de conseguir desde la c?pula del poder, la implantaci?n de la Justicia Social, y esto es para lo que hab?a luchado La Falange y los falangistas de las CONS. Desde mayo de 1937.
Las tensiones surgen, cuando se trate de concretar el grado de dependencia de las organizaciones Sindicales respecto al Partido ?nico y al Gobierno. En enero de 1938
( primer gobierno de Franco), se crea la cartera de Organizaci?n y Acci?n Sindical, que queda en manos de Pedro Gonz?lez Bueno, falangista en la ?rbita de Serrano Su?er. Los sindicatos cat?licos, carlistas y agrarios ven una salida en el Fuero del Trabajo, pero las presiones hacen que se separe el Ministerio en dos, el de Trabajo y la Delegaci?n Nacional de Sindicatos, siendo ahora el primer Delegado Nacional Gerardo Salvador Merino, joven notario vallisoletano y de destacada actividad en el frente, y ser Jefe Provincial de La Falange en La Coru?a.
Dejamos para el art?culo III, el desarrollo de estas ideas despu?s de la Guerra Civil, y ya en 1940, con Ley de Unidad Sindical, en la cual se integraba a todas las Asociaciones de tipo gremial, fueran profesionales o empresariales en una ?nica Organizaci?n, que coincide con la etapa de Mu?oz Grandes como secretario Nacional de FET de las JONS.
Publicado por Lanzas @ 11:32  | DOCTRINALES
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios